Las fiestas de carnaval se pierden en el origen de los tiempos, se cree que aparecieron con las primeras comunidades agrícolas. Los primeros agricultores se pintaban el cuerpo, cubrían el rostro con unas máscaras y danzaban en torno al fuego al llegar el verano.
En el antiguo Egipto se hacía lo mismo, los agricultores se ocultaban bajo máscaras y disfraces para ocultar su condición social e identidad mientras cantaban y bailaban en torno al fuego, estaban asociadas a la diosa Isis
Esta tradición llegó a Grecia en el s VI a. C. donde procesionaban un barco con ruedas, carrus navalis, mientras danzaban y bailaban.
Estas fiestas se introdujeron en Roma a finales de la república y rápidamente se asociaron al dios Baco. El carrus navalis griego se unió a las fiestas egipcias a Isis, mezclado entre ingentes cantidades de bebida en honor a Baco. La gente se disfrazaba para ocultar su origen y condición, procesionaban en torno al barco con ruedas, cantando, bailando y endulzando la fiesta con vino.
Manuel Lara, escritor apasionado de la historia. Es Diplomado en Mitología por la Universidad de Harvard en Edx, donde estudió con Gregory Nagy y la de Pensilvania en Coursera donde estudió con Peter Struck. También es diplomado en Historia por la Universidad Hebrea de Jerusalen donde estudio con el Dr Harari.
Ha escrito libros de novela histórica como Las laderas del Parnés o La morada de Tántalo, ensayos como Camino de Maratón, La última década o Cuentos cavernícolas.